Consejos para elegir la bici de niño apropiada

By | 11/12/2014

Se acerca la Navidad y uno de los regalos más deseados por todos los niños y niñas son las bicicletas. La oferta en el mercado es bastante grande pero a la hora de elegir conviene tener en cuenta algunos aspectos básicos para no errar en la compra:

8357139854_32c01a995b_z

Talla de la bici

Dependiendo de la estatura del niño, podemos encontrar diferentes tallas con diferentes tamaños de rueda.
Esta es una tabla orientativa que puede servir para la mayoría de niños y niñas:

- Diámetro de 12” (pulgadas): 2 a 4 años
– Diámetro de 14” (pulgadas): 3 a 5 años
– Diámetro de 16” (pulgadas): 4 a 6 años
– Diámetro de 18” (pulgadas): 5 a 7 años
– Diámetro de 20” (pulgadas): 6 a 10 años
– Diámetro de 24” (pulgadas): 9 a 12 años

kitbu bicis niño

A partir de los 14 o 15 años la mayoría de adolescentes ya pueden utilizar bicis de adulto cuya medida de rueda en las mountainbikes puede ser de 26” o 27,5” o 29”. En este caso es recomendable dejarse asesorar por un profesional. Hasta una altura de 170cm se recomiendan las de 26”, hasta los 180cm, las de 27,5” y a partir de 175cm las de 29”.

Aunque los niños crecen muy rápido y la bici se les puede quedar pequeña en poco tiempo, no es conveniente comprarles bicis de talla superior a la suya ya que pueden sufrir problemas de estabilidad y manejabilidad así como dificultar el ritmo de aprendizaje.

Es importante que el niño llegue al suelo con los pies cuando está sentado en el sillín y que cuando está de pie haya un espacio mínimo de 2 o 3 cm entre su entrepierna y el tubo horizontal del cuadro.

Marchas y componentes

Aun así, la edad o la estatura del niño no son los únicos factores a tener en cuenta a la hora de elegir las características de la bicicleta. La fase de desarrollo en la que se encuentre el niño, en cuanto a capacidades coordinativas, también debe ser un aspecto a tener en cuenta. Una bici con trasmisión y muchas marchas puede resultar demasiado compleja para según qué niños cuando el objetivo es un uso recreativo. Por lo tanto a veces es mejor optar por una bici sin velocidades que resultará más ligera o bloquear las marchas hasta que alcance un desarrollo madurativo que le permita usarlas sin confusión. A veces menos es más.

De la misma manera, debemos asegurarnos de que el resto de los componentes sean específicos y estén adaptados a la fuerza y tamaño del niño: las manetas de freno deben ser más cortas que las de adulto y poseer un accionamiento suave.

Para terminar, el cubrecadenas es imprescindible para niños muy pequeños. Este evitará enganchones de su ropa o cordones con la cadena.

Esperamos que estos consejos os hayan servido de ayuda. Y a pesar de que la elección puede resultar complicada al principio, os animamos a tener en cuenta estos aspectos básicos para que los niños se ilusionen y disfruten al máximo de su bicicleta, que es de lo que se trata. Eso sí, ¡siempre con casco!

No olvides revisar la oferta de bicis de niños que tenemos en Kitbu así como los cascos pra niños.

Captura de pantalla 2014-12-11 a las 12.10.42

 

fuente autor fotografía principal: proimos